59 Visualizaciones

La Sra. Alena Douhan presentó, en nombre de la ONU, su informe preliminar sobre Venezuela. Pasé cerca de seis años en la ONU, como Embajador Alterno, leyendo diariamente, entre otros asuntos, informes sobre diversos temas. Lo característico de ellos era lo que en lenguaje diplomático se llama informes “equilibrados”: en una página se dice una cosa y en la que sigue, sutilmente, entre líneas, se dice otra, que matiza o “problematiza” lo dicho anteriormente. El informe de la Sra. Douhan es diferente.

Es de un estilo impecable. Muy respetuoso. No ofende ni irrespeta a nadie. Es franco, no tiene dobleces y como se dice coloquialmente, llama al pan, pan y al vino, vino, sin dejar de ser diplomático, pero con una gran franqueza, un estilo limpio, pleno de reflexiones profundas.

Ese informe pone en evidencia que el presidente Maduro ha gobernado, literalmente, haciendo milagros como lo prueban las verdades que la Sra. Douhan supo decir con toda claridad e independencia. Agradezco por lo que ella trasmitió y reconozco que no le hizo concesiones a las fuerzas imperiales, lo que resulta notable en un alto representante de las Naciones Unidas. Sus denuncias, objetivamente, abonan el esfuerzo del presidente Maduro por derrotar la agresión imperial.

Creo que hay que redoblar la denuncia del bloqueo y las embestidas estadounidenses. El capital se está reorganizando impulsado por una gran revolución científico-tecnológica-informática, que está transformando las relaciones capital-trabajo y acelerando los procesos de automatización lo que impacta la organización de los trabajadores, tanto en las relaciones de trabajo como en la relación entre ellos y con los empresarios. Biden representa a esa élite política que –a costa de lo que sea– pretende afianzar la hegemonía de EEUU y el liderazgo a veces artificial de ese país en el mundo. Se asume como adalid del mito que penetra en el imaginario social y que remite al “destino manifiesto” y a Estados Unidos como la tierra prometida por Dios.

Las transformaciones del capital suponen la radicalización del intento de avasallamiento de la clase trabajadora y la reconfiguración del orden económico y político mundial. La diplomacia de guerra y los acomodamientos del complejo militar-industrial se verán favorecidos por la llegada de Biden al poder.

Julio Escalona es economista, poeta, ensayista, diplomático y profesor universitario. Fue fundador de la Liga Socialista e integrante de la Asamblea Constituyente de 2017. 

Fuente: Últimas Noticias

Unión por Venezuela es un espacio plural e independiente, donde promovemos el debate de diferentes ideas, por tal motivo compartimos múltiples análisis y opiniones, que no necesariamente representan nuestra postura oficial.